jueves, 9 de abril de 2009

EL PASTOR COMO EDUCADOR



INTRODUCCIÓN.

El problema educacional que existe en la mayoría de las iglesias bautistas se encuentra más que todo en la oficina del pastor. Probablemente, haya por lo menos cinco razones para estar en esta condición tan grave. No vale la pena echar a alguien; mas bien debemos reconocer los síntomas de ellas y determinar que no se deben empeorar.
1. No se ha dado el énfasis al ministerio de educación cristiana que se merece y necesita en las iglesias. Esto puede ser por falta de personal docente con énfasis educativo en las instituciones preparatorias del liderazgo eclesiástico. Puede ser también por falta de reconocer el valor y la necesidad de la educación para la buena marcha de una congregación.
2. Hay una falta del uso de la buena literatura en el programa educativo de las iglesias. Es posible que algunos no sepan usar la literatura disponible. También puede ser que el costo de la literatura pueda ser demasiado elevado para las iglesias. Otras iglesias posiblemente no sepan dónde conseguir literatura.
3. Falta de interés de los líderes. Algunos los líderes sí están mostrando interés en la educación cristiana, la situación puede mejorar en poco tiempo. Muchos líderes sienten la urgencia de preparar a los creyentes, y están buscando soluciones.
4. Elevación del puesto pastoral. El pastor quiere abarcar todo desde el púlpito. La proclamación desde el púlpito es más atractiva que la preparación de líderes entre los pocos. Se ignora esta necesidad.
5. No se ha enfocado la tarea del pastor como educador. Muchas veces no se enseña porque no se tiene enseñanza formal.
La clave para que el ministerio educacional tenga éxito es el pastor. Si él está convencido de la importancia de ello, si él lo promueve, si él lo apoya, si él participa en el programa educacional de la iglesia, sin duda, este ministerio tendrá éxito.
La Primera Iglesia Bautista de Dallas con una membresía de 21,000 creyentes aproximadamente, es una de las iglesias bautistas más grandes en el mundo. El Tabernáculo de Spurgeon en Londres, también bautista, tenía unos 10,000 miembros. Spurgeon fue un gran predicador y atraía a mucha gente; el pastor de la PIB de Dallas también lo es. Lo triste es que el Tabernáculo ahora reúne muy poca gente en sus cultos, mientras que en la PIB de Dallas de reúnen miles de personas.
Haciendo una comparación de la obra de los predicadores Criswell dice: La vida del gran Tabernáculo de Spurgeon estaba basada, en su época de esplendor, en el ministerio de la predicación de un elocuente y sabio predicador de la Biblia. En cambio, el crecimiento y desarrollo de la PIB de Dallas está basado en su programa educativo. Por lo cual, esté o no esté yo, la iglesia seguirá adelante y permanecerá sólidamente”.
Un autor anónimo escribió una poesía que dice en parte:

Mejor es ver a un sermón,
Que escucharlo cualquier día.
Prefiero que me acompañe uno,
Que sólo mostrarme la vía.

Una muestra vale más que un consejo.

El Dr. Price dice: La cosa más grande que sus discípulos (de Cristo) obtuvieron de su enseñanza no fue una doctrina, sino una influencia. Hasta el último momento de sus vidas la gran cosa fue que ellos habían estado con él. Por lo mismo, constituyó a doce para que estuviesen con él (Jesús el Maestro p. 14).
Cada pastor es un tipo de Cristo, siendo Él el buen Pastor, Cristo fue el prototipo de los pastores hoy día. El Señor Jesús llegó a ser el ejemplo de todos los encargados de cuidar a los rebaños del Señor. Es mucho mejor usarle a Él como modelo que a cualquier otro ser humano.
En 1986 dos grandes oradores dieron consejos a diferentes grupos en la reunión anual de la Convención de los Bautistas del Sur en San Luis, Missouri. Jorge Gallup, encuestador nacional, dijo a los ministros de educación cristiana: “América está en un malestar espiritual y está declinando moralmente por:
El individualismo excesivo,
La falta de darse cuenta de su responsabilidad personal,
La falta de valores básicos y el dominio individual por valores torcidos,
El hacer suave la doctrina del pecado, y
Las varias racionalizaciones, influencia del humanismo.
A la vez Guillermo Pinson, Secretario Ejecutivo de la Convención Bautista de Texas dijo a los directores asociacionales de misiones: “Hay cinco principios para mantener un equilibrio en la marcha evangélica de las iglesias:
Mantener el impulso de la obra.
Desarrollar la aptitud y la energía necesarias para combatir la fatiga en la obra.
Enfocar las metas.
Mantener la buena comunicación.
Usar los recursos disponibles de Dios.
Si estos consejos tienen validez para las iglesias bautistas del norte, deben poseer algo para las de
México también. Si no en el sentido estricto, sí en el sentido general pueden hablarnos a nosotros también. Pero ¿Cuál es la esencia de lo que estaban diciendo? Es que hay una necesidad de aumentar la enseñanza de los miembros de las iglesias mientras son jóvenes todavía para poder combatir los males agresivos del mundo. Aquí es donde entra el papel del pastor como educador.
El llamamiento a pastorear es una llamada de predicar, enseñar, y sanar de la enfermedad del pecado. Además la tarea del pastor abarca el apacentar las ovejas. Una lista parcial de sus responsabilidades dentro de su tarea incluye.
Predicar.
Interceder-servir.
Cuidar-apacentar.
Enseñar.
Evangelizar.
Aconsejar.
Guiar.
Prepararse él mismo y a los demás.
Visitar.
Organizar.
Administrar.
Reconciliar.
Atender imprevistos.
Colaborar.
Representar.
Hay un peligro que todo pastor debe reconocer y cuidarse para no caer en el error, buscar puestos altos en su ministerio y no buscar los puestos de servicio (diakonía). El puesto mayor puede ser “siervo del rebaño” (un llamado por Dios) y no el presidente de la Convención (un seleccionado por hombres).
I. ALGUNAS MANIFESTACIONES VIGENTES EN LA MATERIA.
A veces una palabra lleva más de un sentido y necesario saber el intento de su uso para interpretar el significado de ella dentro de una oración.
Tratamos de entender el significado, pero nos podemos equivocar.
Una palabra puede significar un puesto y a la vez una función. Normalmente como sustantivo indica el puesto y como verbo su función.
Hay que ser claros en el uso de palabras claves en toda esta materia.
Pastor. Una persona llamada por Dios para pastorear a una iglesia con toda la responsabilidad y beneficio que este llamado significa.
Pastorear. Acción o función de cuidar, apacentar, guiar, y ministrar a un rebaño de creyentes.
Educador. El que da dirección e información al aprendiz en su búsqueda de conocimiento y comprensión, las cuales resultan en aprendizaje para ésete.
Educación. Adquisición de conocimientos y habilidades de un alumno, que son útiles en su vida. El proceso o la acción de adquirir tales conocimientos y habilidades. Acción de desarrollar las facultades físicas, intelectuales y morales. Resultados de esta acción.
Ministerio (diakonía). Medio o agencia utilizada en el proceso de alcanzar las metas, los objetivos, y el propósito asignado designados y determinados por las necesidades de una actividad o entidad particular.
Habilitador. Persona encargada de facilitar a otros lo que necesita. Equipar, capacitador, adiestrador. El que hace hábil a otro.
Liderazgo. Capacidad de dar dirección o de estar enfrente de otros.
Líder. Persona capaz de encabezar a otros guiándoles para el bien. El que sirve en una ministerio.
Siervo (siervo, servir). Uno que se dedica a ministrar para el bien de otros. En que sirve en un ministerio.
Discípulo. Estudiante o seguidor de otro.
Profeta. El que declara el mensaje que ha recibido de Dios. Dios prometió levantar profetas de entre su pueblo, poner las palabras en su boca, capacitarles para hablar lo que él les mandó a decir, y mantener la autoridad de Sus palabras que ellos debía hablar (Dt. 18:18,19).
Sacerdotes. Uno que representa a los hombres delante de Dios, que intercede por ellos, que preside los actos de adoración y consagración a favor de ellos.
II. ALGUNOS PRINCIPIOS DIDÁCTICOS A CONSIDERAR.
El pastor debe considerarse un habilitador. Debe tener cuidado de no alejarse del rebaño. Debe estar cerca de ellos, de tal manera que puedan sentir su presencia. La educación en la iglesia no es hijastra; es natural y legítima. El mejor padre es el que le enseña a su hijo en vez de predicarle.
El pastor debe darles de comer a sus ovejas; buscar y seleccionar los mejores pastos para ellas.
A. Principios generales.
Reconocer y apreciar las cinco funciones básicas de la iglesia.
Proclamación (kerigma). La verdades del reino de Dios.
Adoración (leiturgia). Conocer a quién se adora.
Enseñanza (didaskalía). Guiar en la adquisición de conocimientos.
Servicio (diakonía). Cómo servir a otros.
Compañerismo (koinonía). Cómo relacionarse bien con lo demás.
Distinguir entre educación teológica y educación cristiana.
Sus fines.
1). Educación teológica.
Preparación formal e informal para los diferentes ministerios, pastoral, musical, educacional.
2). Educación cristiana.
Preparación para la salvación del incrédulo y capacitación para el creyente hacia la madurez.
Sus participantes.
1). Educación teológica.
Los creyentes llamados a un ministerio de tiempo completo.
2) Educación cristiana.
Para todos los cristianos, toda la iglesia.
Tomar al Señor Jesús como nuestro ejemplo.
El Señor Jesús y sus evangelistas llamaron a sus seguidores “ovejas” veintitrés veces, dieciséis veces en Juan 10 (acción pasiva).
Los llamaron también discípulos 221 veces aproximadamente, que significa el papel de Maestro del Señor Jesús. Además en Hechos a los creyentes se le llamó discípulos 31 veces.
B. Principios específicos.
El fin de la predicación es: Inspiración, conversión, dedicación, motivación.
El fin de la enseñanza es: Conocimiento, evangelismo, edificación.
El enfoque de la enseñanza es: la Biblia, la gente.
El enfoque de la educación debe tomarse en base a las necesidades de la iglesia.
·La necesidad de: conocer de la mente, ser del corazón, hacer de la vida.
-Hay muchos fracasos en las iglesias por falta de tomar en cuenta estas necesidades.
¿Cómo va a responder el pastor a estas necesidades?.
Proclamación, aplicación / interpretación, ejemplo, enseñanza.
La Biblia da tres llamados.
Redención en Cristo (2 Ti.1:8,9; He. 3:1).
Discipulado atrás de Cristo (Fil. 3:13-15; Ef. 4:1-3).
Servicio especial (Gá. 1:15,16; He. 5:4).
El modelo de educación cristiana en la gran comisión.
“Id”, visitación.
“Haced discípulos”, evangelismo.
“Bautizándolos”, conservación de resultados.
“Enseñándoles”, capacitación / discipulado.
II. BASE BÍBLICA PARA EL PUESTO DE PASTOR: pastor/maestro.
El nombre del puesto no es compuesto en toda la Biblia (2Ti. 1:11; 1 Co. 12:28; He. 13:17).
Tal vez la cita más clara se encuentra Efesios 4:11, donde la lista de oficios o puestos dados por el Señor incluía el de “ pastores y maestros”.
Realmente es difícil deparar las dos funciones del puesto u oficio.
A. Algunas instrucciones y ejemplos para pastores.
1. El Señor Jesús como Maestro.
a). Enseñando en la sinagoga de ellos (Mt. 4:23; 9:37).
b). Les enseñaba como quien tiene autoridad (Mr. 1:21,22; Mt. 7:29).
c). Enseñando Jesús al pueblo en el templo (Lc. 20:1).
d). Rabí, sabemos que has venido de Dios como maestro (Jn. 3:2).
e). Me llamáis Maestro, y Señor; y decís bien, porque los soy (Jn. 13:13).
f). Les enseñaba por parábolas muchas cosas (Mr. 4:2).
2. Pablo como maestro.
a). Pablo y Bernabé...enseñando la palabra del Señor (Hch 15:35; 11:26).
b). Enseñándoles la palabra de Dios (Hch. 18:11).
c). Pablo les enseñaba (Hch. 20:5).
d). En todo os he enseñado (Hch. 20:35).
e). Enseñando acerca del Señor Jesucristo (Hch. 28:31).
e). Para esto yo fui constituido maestro de los gentiles (1 Ti. 2:7).
3. Enseñanzas de los apóstoles.
a). Sacerdotes...resentidos de que enseñasen al pueblo (Hch. 4:1,2).
b). Entrando en el templo, y enseñaban (Hch. 5:21).
c). No cesaban de enseñar (Hch. 5:42).
4. Instrucciones a dos jóvenes pastores.
a). Que no enseñen diferente doctrina (1 Ti. 1:3).
b). Requisito del obispo: Apto para enseñar (1 Ti. 3:2).
c). Si esto enseñas a los hermanos, serás buen ministro (1 Ti. 4:6).
d). Esto manda y enseña (1 Ti. 4:119.
e). Mayormente los que trabajan en predicar y enseñar (1 Ti. 5:17).
f). Esto enseña y exhorta (1 Ti. 6:2).
g). Para enseñar también a otros (2 Ti. 2:2).
h). Apto para enseñar (2 Ti. 2:24).
i). Exhorta con sana enseñanza (Tito 1:9).
j). Que enseñen a las mujeres jóvenes (Tito 2:4).
B. El puesto de pastor/maestro.
1. Ese un don de Cristo a los suyos (Ef. 4:8,11).
2. Es un puesto de servicio y enseñanza.
3. Su fin es perfeccionar a los creyentes (v. 12a).
a. Para que sean ministros (v. 12b).
b. Para que la iglesia sea edificada (v:12c)
1. Hasta que todos sean unidos en la fe y tengan el conocimiento de Cristo (v. 13a).
2. Hasta que todos lleguen a la perfección según la estatura de la plenitud de Cristo (v. 13b).
c. Para que no sean como niños fluctuantes (v. 14a).
1. Llevados por doctrinas falsas (v. 14b).
2. Llevados por hombres astutos y engañadores (v. 14c).
d. Para que crezcan en Cristo (15 b).
e. Para que el cuerpo vaya edificándose en amor ( v. 16).
4. Debe ser apto para enseñar (1 Ti. 3:2).
5. Debe apacentar la grey (1 Pd. 5:1-3).
6. Debe gobernar bien su casa (1 Ti. 5:17).
7. Habrá recompensas para el que cumple bien (1 Pd. 5:4).
IV. LA NECESIDAD URGENTE DE PASTORES EDUCADORES.
La necesidad es universal, no sólo en México.
En los Estados Unidos hay 37,00 iglesias aproximadamente, 3,500 tienen pastores múltiples y 28,500 tienen un solo pastor. Hay 32,000 pastores, de los cuales 10,600 son bivocacionales.
Por ser así todos los pastores tienen que reexaminar su concepto del llamamiento al pastorado e incluir lo que es bíblico, o sea, la tarea de enseñar.
El pastor no tiene que hacer todo el trabajo de enseñar a la iglesia. Hay miembros capaces par ayudarle, a veces con muy poca preparación adicional.
El nuevo pastor debe hacer sus planes de quedarse con una congregación hasta que ella pueda caminar sola. La capacitación de líderes idóneos requiere tiempo, paciencia, y mucho trabajo.
Pablo nos deja un buen ejemplo: se quedó con los hermanos en Corinto un año y seis meses enseñándoles la palabra de Dios (Hch. 18:11).
A. La situación de muchas iglesias bautistas.
Hay un deseo fuerte de más enseñanza de la Biblia y más capacitación de los creyentes.
Hay un sentido de frustración cuando este deseo no se puede satisfacer por el ministerio actual.
La pérdida de miembros es casi tan grande como la recepción de nuevo por esa frustración.
Hay talentos y dones espirituales que se secan porque no hay oportunidad de alimentarlos y capacitarlos para usarse en el ministerio cristiano.
Muchos pastores quieren hacer algo positivo en el campo d educación pero no saben por dónde comenzar ni por dónde caminar.
Falta de ayudas y materiales didácticos en muchas iglesias.
Hay una sequía de personal adiestrado para prestar dirección y orientación a nivel regional y nacional.
B. La actitud del pastor ante esa necesidad.
1. Una actitud negativa.
a. Podrá decir que Dios le ha llamado a predicar en vez de a enseñar.
b. Podrá ignorar las necesidades básicas de la congregación que pastorea.
c. Podrá dejar en manos de otros no capacitados la responsabilidad de educar a la iglesia.
d. Podrá ponerse rebelde cuando le piden su ayuda educacional.
e. El resultado podrá ser que el se vaya de la congregación a otra sin poder desarrollar el liderazgo que las iglesias necesiten.
2. Una actitud positiva.
a. Aceptará la tarea de enseñar como parte integral de su llamamiento al pastorado.
b. Determinará colaborar con la iglesia en el afinamiento de sus talentos y dones para la obra de Dios.
c. Se quedará en la congregación el tiempo suficiente para hacer la voluntad de Dios.
d. Gozará de una satisfacción profunda al ver el crecimiento cualitativo y cuantitativo de la membresía.
e. Dejará una iglesia fuerte cuando Dios le llame a otra para servirle.
C. Algunas posibles soluciones.
La resolución de este problema no queda sólo en las manso de una iglesia. Se extiende desde el pastor individual hasta el nivel nacional.
A nivel local.
a. cuando el pastor reconoce la debilidad del ministerio educativo de la iglesia, él mismo hará la decisión de intentar ofrecerse para erradicar este impedimento de la iglesia.
b. La iglesia en consulta con el pastor, le dará la oportunidad de capacitarse.
c. Se hará una evaluación de la situación actual y se definirán las prioridades.
d. Se buscarán las soluciones disponibles dentro del alcance de la congregación y el pastor.
e. Se pedirá la ayuda de personas idóneas y disponibles dentro del área de la iglesia.
f. Anticipará lo necesario en el presupuesto para proveer lo indispensable para los gastos.
g. Ofrecerá oportunidad de capacitación para toda la iglesia.
A nivel de asociación.
a. Reconocerá la situación educativa de las iglesias de la convención.
b. Se determinará ofrendar sistemáticamente a la convención.
c. S buscará enlistar un grupo de obreros para capacitarlos.
d. Se buscarán capacitadores para prepara a otros.
e. Se creará un departamento de educación cristiana en la asociación.
f. La asociación estará atenta a las necesidades de las iglesias asociadas.
A nivel nacional.
a. Se formará una junta o departamento de educación cristiana de la convención nacional.
b. Se harán los estudios necesarios por regiones de la república a base de una encuesta común para poder identificar las debilidades y virtudes del programa educativo actual.
c. Se estructurará el organismo nacional necesario para la consecución de respuestas a las debilidades existentes.
d. Se proveerá personal y finanzas adecuadas para la realización de la obra.
e. Se capacitará líderes nacionales, regionales y asociacionales, y se los ofrecerá a las iglesias para la orientación y preparación de sus líderes, comenzando con el pastor y llegando hasta las varias organizaciones.
V. La relación del pastor y la educación cristiana.
- Todo creyente está llamado al ministerio (diáconos) de nuestro Señor Jesucristo.
- Todo creyente es miembro del sacerdocio real.
- Todo creyente está llamado a diferentes lugares, propósitos, tiempos (parcial o completo).
- Algunos creyentes son llamados para pastorear, diáconos, como evangelistas, escritores, misioneros, etc.
- Dios es sabio al determinar que la ocupación de pastor incluía dos funciones, predicación y enseñanza. Al negar la una, el llamado está perjudicando la otra.
- Lo triste es que no sólo sufre el ministerio del pastor que no cumple este mandato, sino la iglesia sufre a la misma vez, y así el reino de Dios también.
A. El pastor ayudará a la iglesia en la formación de una filosofía sana de la educación cristiana.
Estará convencido del valor de la enseñanza.
El demostrará su apoyo al ministerio educativo.
Guiará a la iglesia a la convicción de que la educación cristiana no es sólo otro departamento de la iglesia, sino el fundamento y armazón que unifica todo el ministerio de ella.
Su filosofía incluirá las siguientes características.
a. Comprensión global. Se incluye todo miembro de la congregación; cada uno tiene algo que ofrecer.
b. Unidad. Hay varias organizaciones educativas, deben considerarse como un solo programa de enseñanza. Su fuente de autoridad y conocimiento es una, la Biblia.
c. Agrupación por edades. Para algunas actividades es aconsejable mezclar todas las edades, sexo. Mientras que para otras actividades es mejor agruparlos por edades y sexo.
d. Participación. Cuando los miembros están bien clasificados y organizados, se presenta un medio ambiente más favorable para la participación de parte de todos. Así se desarrollan y se utilizan los talentos y los dones de cada participante para su propio beneficio, la edificación de la iglesia, y la honra y gloria de Dios.
B. El pastor se relacionará a la educación cristiana como un programa total.
Conocerá el funcionamiento de todos los departamentos por inspección.
a. Vigilará la buena marcha de cada clase y cada grupo de actividad.
b. Conocerá cómo se desarrolla cada estudio.
c. No se impondrá la disciplina, sino se ofrecerá ayuda en cualquier dificultad o necesidad existente.
d. Hará recomendaciones a los líderes de cada organización en cuanto a mejoramiento y eficacia dentro de ella.
Será ejemplo en todo sentido-por inspiración.
a. Pondrá su imagen para que puedan ver su interés y apoyo a todo el programa educativo.
b. Mantendrá su figura de propósito y acción, demostrando su entusiasmo contagioso para la obra.
c. Guardará su propia actitud, siendo siempre positiva y constructiva delante de la congregación.
d. Asistirá a clínicas y talleres de capacitación con los líderes de los departamentos.
e. No tendrá reservaciones de promover las actividades educativas del púlpito cuando la oportunidad se presente.
Coordinará todos los esfuerzos de la iglesia-por integración.
a. Guardará en el calendario de actividades los tiempos designados para programas perennes.
b. Toda actividad especial, campañas de evangelismo, de avivamiento, de mayordomía, estudios especiales, etc. tendrá que tomar en cuenta los tiempos más oportunos para ellas.
c. No dará preferencias a departamentos. Todas pueden funcionar con la seguridad de mantener su tiempo programado.
d. El pastor llegará a ser el símbolo de la unidad y la integración del ministerio global de la iglesia.
C. El pastor se relacionará con todos los departamentos.
-Se puede compara a los líderes de la iglesia con un equipo deportivo, cada miembro tiene su responsabilidad y relación particular con los demás. Si alguno no cumple con su tarea se debilita el equipo.
-Cada equipo tiene su capitán; el pastor es el que lleva este papel.
-Muchas de las decisiones que él hace determinan el resultado final del esfuerzo del equipo.
-Es necesario que él tenga buenas relaciones con cada miembro para llevar la victoria máxima al final.
VI. El papel del pastor como educador.
A. Reconoce la relación de la predicación y la enseñanza.
El fin de la prédica es la persuasión (inspiración).
a. Inspirar y motivar al incrédulo a aceptar al Señor Jesús como su Señor y Salvador personal.
b. Inspirar y motivar al creyente a vivir la vida cristiana diariamente.
El fin de la enseñanza es información y acción.
a. Instruir al incrédulo en el camino de la salvación ofrecida por Dios a todo el mundo.
b. Instruir al creyente en todas las verdades eternas de la Biblia y su aplicación a la vida diaria.
B. Es pastora de la iglesia y de todo el ministerio de ella.
Será pastor de la iglesia en su vida espiritual, emocional, física y educacional.
Será pastor de todas las organizaciones de la iglesia.
C. Tiene que prepararse como líder de la educación cristiana.
aprovechará toda oportunidad de capacitación que se ofrezca.
Cooperará con la convención nacional y regional para el mejoramiento de la obra.
Deberá ser asiduo lector de libros sobre el ministerio educativo de la iglesia.
Invitará a otros líderes a ayudar cuando crea que no tiene la capacidad para dar una conferencia determinada.
D. Tiene que trabajar con los líderes laicos como si fueran de su equipo pastoral.
Realizará las reuniones de ellos individualmente como si fueran de su equipo pastoral.
a. Para tratar sus inquietudes.
b. Para hacerles sugerencias relacionadas al mejoramiento de su trabajo.
c. Para animarlos, motivarlos, y agradecerles por el trabajo que están haciendo.
E. Tendrá que proveer o vigilar la provisión del material didáctico para los diferentes departamentos.
VII. Algunas sugerencias prácticas para el pastor como educador.
A. Preparativos personales.
Llegará a estar convencido del significado de su puesto como pastor/maestro.
Guardará como su guía de trabajo su calendario personal diario, semanal y mensual.
Hará un estudio del estado actual del ministerio de educación cristiana en la iglesia y lo analizará.
Proyectará los cambios, nuevas actividades, y personal necesario para poner en marcha un adecuado programa educativo.
Se capacitará en las áreas donde le falte conocimiento.
B. Relaciones personales.
-Todo el trabajo de la iglesia se relaciona con personas.
-El pastor debe tener buenas relaciones con los que le ayudan en el ministerio.
-Las relaciones personales son cultivadas, no se establecen automáticamente.
-Es necesario que dependa de la ayuda de otros, él solo no puede hacer todo el trabajo.
Con los líderes elegidos por la iglesia.
a. Identificará los dones espirituales de los líderes en potencia.
b. Recomendará las personas a la comisión de candidatos.
c. Dará oportunidades de capacitación a toda la iglesia.
d. Desarrollará un espíritu de equipo didáctico y camaradería con todos los departamentos.
e. Hará que sientan interés, apoyo, agradecimiento por el trabajo que están prestando a la obra.
f. Debe gozar del compañerismo de ellos.
g. Tendrá cultos de reconocimiento y gratitud por ellos delante de la iglesia.
Con las comisiones.
-No todas las comisiones está directamente relacionas con educación, pero indirectamente sí.
-Las comisiones más relacionadas ala educación cristiana son:
a. Educación cristiana
b. Candidatura.
c. Escuela dominical.
d. La unión femenil y la varonil.
e. La unión de jóvenes.
f. De biblioteca.
Con los miembros de las comisiones educativas.
Con los líderes convencionales.
C. Trabajos personales.
Conocerá y diagnosticará el funcionamiento de todas los departamentos educativos de la iglesia.
Ayudará a que todos formulen los blancos para sus departamentos.

A corto plazo: Meta A mediano plazo: Objetivo A largo plazo: Propósito

“Las finalidades de la educación cristiana, una vez definidas, dan dirección, unidad, y significado concretos a nuestro trabajo y al mismo tiempo nos sirven como puntos de comparación o normas para juzgar los resultados”.
Proyectará mejoramientos necesarios para cada departamento.
Participará, en lo posible, en los proyectos de cada departamento.
Evaluará los resultados periódicamente.
D. Preparativos personales.
Siempre debe estar sujeto a la voluntad de Dios.
Mantendrá un espíritu de mansedumbre y servicio ante la congregación.
Dará el mismo énfasis a la educación cristiana que a la predicación.
Mantendrá su estudio bíblico personal.
Dará la honra y gloria a Dios por los logros realizados en su ministerio.

No hay comentarios: